Los mejores remedios caseros para eliminar el herpes labial

0
77

Con frecuencia en verano, motivado al incremento de la temperatura y una mayor exposición a los rayos solares disminuyen las defensas naturales de la piel, haciendo que los labios puedan resecarse con facilidad y sufrir el virus del herpes. Existen otras causas que también predisponen a la aparición de esta dolencia tales como: el frío, desequilibrios hormonales, la menstruación y niveles altos de estrés.

Con esta enfermedad surgen de forma repentina síntomas como ardor, irritación, picor y hormigueo. A la par, brotan las incomodas ampollas llegando a tener secreciones y costras. Comúnmente, luego del primer contagio el virus entra en una fase de inactividad, pero cada cierto tiempo se reactiva acompañado de fiebre.

La infección puede adquirirse de dos formas: directamente si hay contacto cercano con el portador del virus (a través de un beso, por ejemplo) o si se toca la úlcera abierta. Indirectamente se contrae al tener roce con objetos utilizados por la persona que tiene la enfermedad (vasos, copas, cubiertos, toallas, entre otros).

Existen diversos métodos para combatir este virus y los más conocidos suelen ser las alternativas naturales, pues son económicas y se pueden hallar fácilmente en nuestros hogares.

A continuación te mostramos las principales opciones para contrarrestar la infección, eliminándola en el menor tiempo posible:

aceite de menta

Aceite de menta

Debes untar con cuidado aceite de menta sobre la ulceración y evitar tocarla nuevamente. Este aceite tiene cualidades antivirales y ayuda a la cicatrización rápida, permitiendo que no quede marca de la ampolla. Se recomienda repetir la aplicación en 24 horas a fin de que sea más efectiva.

Ajo

Se recomienda picar ajo en rodajas finas y situarlo sobre la lesión. Con este método se sana rápido ya que el ajo posee numerosas virtudes antivirales, lo cual favorece la eliminación de la úlcera de modo natural. Debe aplicarse dos veces al día, sosteniendo el ajo por lo menos 20 minutos sobre la ampolla.

Limón

Esta fruta extermina velozmente las bacterias que originan la enfermedad y para que tenga total efectividad debe aplicarse cuidadosamente su zumo sobre la lesión con un algodón y debe aguardarse a que se seque totalmente.

Áloe vera o sábila

Se debe extraer el gel de la planta y untarlo como si fuese una crema. Esto conviene hacerse en la noche antes de dormir ya que durante el día ya que el aloe vera tiene una reacción desfavorable al entrar en contacto con el sol, pudiendo manchar la piel.

Hielo

Apenas se sienta la primera sensación de hormigueo y ardor en el área de los labios, es recomendable colocar en esa zona una bolsa con hielo por varios minutos. Tal como sucede con otras inflamaciones y dolencias, este método aliviará la incomodidad y contribuirá a reducir la protuberancia.

Yogurt

El yogur orgánico es una alternativa natural perfecta para tratar esta afección, ya que es rico en vitaminas del grupo B, ácido láctico y niacina. Se puede ingerir y adicionalmente resulta beneficioso untarlo directamente en la ampolla. Es recomendable aplicarlo frío para que brinde un mayor alivio.

Sal

Debe cogerse sal en una cuchara y con otra cuchara presionarla hasta que se pulverice totalmente. Acto seguido, se administra sobre la lesión ayuda de un algodón. Este procedimiento debe realizarse unas 2 o 3 veces diariamente.

Miel

Esta sustancia orgánica posee extraordinarias propiedades antisépticas. Su forma de uso en este caso es combinando una cucharadita con unas gotas de vinagre y luego regar la mezcla sobre la úlcera. Estos pasos deben repetirse unas 3 o 4 veces diariamente hasta que se eliminen los síntomas.

No olvidemos que estos métodos son muy efectivos, sin embargo si la enfermedad persiste, es recomendable acudir a un especialista de salud.

Compartir