Estreñimiento: Causas, buenas prácticas y remedios caseros para aliviarlo

0
122

 

 

El estreñimiento es una afección que cuenta con dos características: La poca frecuencia para ir al baño y hacer nuestras necesidades fisiológicas con dificultad, lo que conlleva a tener una sensación desagradable en el estómago.

Afortunadamente, existen remedios caseros para aliviar el estreñimiento a los cuales podemos recurrir en cualquier instante. En esta nota daremos repaso a algunos de ellos. Además, vamos a indagar en las causas más comunes de esta dolencia, así como las claves para mantener un intestino sano.

¿Qué causa el estreñimiento?

Este padecimiento es provocado por varios motivos, entre los que sobresalen una dieta pobre en fibra y la falta de líquidos en el organismo.

El sedentarismo también puede jugarnos en contra. De igual manera los efectos secundarios de algunos fármacos que podamos estar ingiriendo y que no seamos conscientes de ello.

También las anomalías de tipo hormonales, tales como hipotiroidismo o hipercalcemia; o de índole estructural, como enfermedades intestinales, nerviosas, cerebrales o de origen psicológico.

¿Cómo aliviar el estreñimiento desde casa?

Como mencionamos anteriormente, hay remedios caseros para aliviar el estreñimiento. Al igual que otras afecciones, existen alimentos que se convertirán en nuestros aliados a la hora de combatir esta dolencia.

Entre los frutos destacan:

  • Papaya: La lechosa es uno de los más poderosos digestivos y protectores estomacales que la madre naturaleza nos ha legado. Es ideal para eliminar la acidez, proteger las paredes estomacales y mitigar el dolor abdominal propio de este mal. Puede consumirse pura, en ensaladas de frutas o como jugo. Como contiene fibra, estimula el movimiento intestinal.
  • Guayaba: Es un excelente protector gástrico y digestivo natural, gracias a sus propiedades depurativas. Es recomendable lavarla muy bien y sacar sus semillas antes de ingerirla, debido a que por su sabor dulce, es un imán para moscas y gusanos.
  • Ciruela: Rica en antioxidantes, vitamina A, potasio y hierro, la ciruela se ha ganado un lugar en el podio de los laxantes naturales gracias al sorbitol. Facilita el trabajo del aparato digestivo.
  • Manzana: Esta fruta contiene peptina, la cual estimula el correcto funcionamiento de los intestinos. Por su riqueza en fibra, ablanda las heces y favorece su expulsión.
  • Kiwi: Al igual que la manzana, es rico en fibra, lo que estimula el correcto funcionamiento del tracto intestinal o canal alimentario. Es recomendable ingerirlo durante el desayuno.

Otros remedios caseros para aliviar el estreñimiento utilizados y recomendados con frecuencia incluyen:

  • Aceite de oliva y limón: Una cucharadita de ambas es útil para activar la digestión y favorecer la lubricación de la mucosa digestiva.
  • Ruibarbo: Esta planta herbácea tiene la capacidad de estimular los músculos intestinales y la propiedad de absorber el agua que necesitan los intestinos para la expulsión de las heces. Debe prepararse como infusión. Se recomienda ingerir al iniciar la noche.
  • Cereales y granos: Estimulan el movimiento intestinal y, por lo tanto, la digestión. En el universo de los cereales destacan las nueces, la avena, el maní, el trigo y la granola, por sus propiedades para aliviar el estreñimiento.

Los cereales son útiles para combatir el estreñimiento por ser ricos en fibra. Foto: Pixabay

  • Vegetales: Su consumo es altamente recomendado debido a las cualidades digestivas que poseen. Sobresalen el brócoli, coliflor, espárragos y alcachofas en este grupo. Se pueden ingerir en forma de sopas, ensaladas o al vapor.
  • Manzanilla: Cuenta con propiedades analgésicas, lo que la convierte en una aliada de peso a la hora de tratar el dolor abdominal.

Claves para prevenir el estreñimiento

De nada sirve conocer e ingerir todos los remedios para aliviar el estreñimiento si no se lleva una vida sana. Emprender un estilo de vida tranquilo, alimentarse sanamente, ejercitarse constantemente e hidratarse bien -ocho vasos de agua al día- son pequeñas acciones que contribuyen a disminuir el estrés y el sedentarismo, a la vez que estimulan una evacuación adecuada.

También se recomienda reducir el consumo de medicamentos laxantes, así como de antidepresivos y ansiolíticos. Consulte a su médico para que le indique las dosis correctas, de ser necesaria su utilización.

Compartir